Busca tu receta

martes, 30 de octubre de 2007

Croquetas de jamon

Una croqueta es básicamente una bechamel bastante solidificada a la que se ha dado forma para freir. El sabor de la bechamel es bastante simple, así que se acostumbra a incorporar productos más agradables al paladar como el pollo, el atún y, como en la receta que nos ocupa, el jamón


INGREDIENTES :


cebolla morada tipo "Figueres"
ajo
harina de trigo
mantequilla
1 litro de leche entera
jamón curado
sal
aceite virgen de oliva



En un cazo vertemos el aceite y freimos la cebolla muy picada con un diente de ajo. Cuando la cebolla esté vencida añadimos el jamón en trocitos pequeños y ponemos fuego muy lento. Retiramos el ajo e incorporamos una buena cucharada de mantequilla y al fundir otra de harina de trigo. Trabajamos con una cuchara o unas varillas para que la salsa vaya ligando. Empezamos a incorporar la leche poco a poco. Cuando la masa ya esté ligada y no de para más seguimos añadiendo más mantequilla, harina y leche sin parar de trabajarla con la cuchara. Deberemos calcular la cantidad de ingredientes según el número de croquetas que deseemos. Echaremos sal e iremos comprobando que el sabor se aleja del sabor de la harina cruda y toma el sabor del jamón. Separamos bolas de masa y la trabajamos para obtener la forma cilíndrica de las croquetas. Enharinamos y freimos en abundante aceite. Hay que tener cuidado con la sal ya que el jamón incorpora bastante y con el calor aún la acentua más.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada