Busca tu receta

miércoles, 25 de noviembre de 2015

Crema de langostinos con sus colas

Un entrante fácil de hacer, suave y muy elegante.

INGREDIENTES (4 personas) :

500 gramos de langostinos
1 cebolla grande
Tomate frito (6 cucharadas)
1 vaso (200 ml) de nata para cocinar
4/6 rebanadas de pan
1 diente de ajo
1 vaso de vino blanco (también sirve whiskey o cognac).
1 litro de caldo de pescado (a realizar con los langostinos)
Perejil picado
Sal
Pimienta negra molida
Aceite virgen extra de oliva

En primer lugar vamos a hacer el caldo de pescado, que en este caso será de langostinos. Para ello ponemos a hervir algo más de 1 litro de agua. Retiramos la cáscara y la cabeza de los langostinos y los vertemos en el agua con un poco de sal. Dejamos que se hagan durante 2 ó 3 minutos. Reservamos las colas.

En una cazuela honda vertemos un chorro generoso de aceite de oliva. En el mismo, a fuego medio, freímos el diente de ajo hasta que esté dorado, tras lo cual lo retiramos. Rallamos la cebolla y la incorporamos, dejando freír hasta que transparenta.

Vertemos entonces el vaso de vino (o del licor que hayamos escogido) y cuando ha reducido a la mitad incorporamos el caldo que hemos hecho con las cáscaras y las cabezas de los langostinos. Cuando hierve, añadimos el pan y con las varillas ayudamos a que se deshazga. Rectificamos de sal y pimienta, añadiendo a continuación el tomate frito (sirve para acentuar el color y dar algo más de sabor). Bajamos el fuego y añadimos la nata. Removemos bien y justo antes de que vuelva hervir retiramos la cazuela del fuego.

Es el momento de repartir la crema entre los tazones. Es importante que los tazones puedan ir al horno, por lo cual recomiendo ollas pequeñas de barro o bien ramekines.

Una vez se ha distribuido la crema se colocan encima las colas de langostinos crudas, ligeramente salpimentadas, y se lleva al horno, previamente calentado a 220 grados. Con 5 o 6 minutos será más que suficiente.

Sacamos del horno, espolvoreamos con perejil picado, y listo para tomar (muy caliente siempre). Si la crema es muy líquida recomiendo "colgar" las colas del exterior de los ramekines. Si es espesa, pueden "semi flotar" en la misma.




No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada